follow us in feedly

Igual que el 1 de Enero marca el comienzo del año natural, el día antes del CES marca el comienzo del año tecnológico. Durante esta feria que se lleva haciendo ya muchos años en la ciudad estadounidense de Las Vegas se presentan muchas cosas, dispositivos de todas las formas y colores, para todos los gustos, pero siempre suele haber alguno que destaca por encima del resto y que marca un poco la línea que más destacará dentro del mundo de la tecnología a lo largo del año.

En 2012 fueron los televisores, concretamente la apuesta por la televisión inteligente. Finalmente parece ser que este no es un terreno que haya calado demasiado, y pese a que cada vez más fabricantes se suman a la moda de las televisiones con Internet y aplicaciones, no es un terreno al que se le esté sacando mucho partido. También se nos prometió una fuerte apuesta por Google TV, y a día de hoy seguimos sin tener muy claro si realmente es un sistema que saldrá adelante.

2013 parece ser un año algo especial para todo esto, ya que no es en si un tipo de dispositivo el que marque la moda, sino una gama completa. Se trata de los gadgets, los complementos tecnológicos. El término gadget acapara un espectro muy amplio, pero el que parece ser que nos vamos a cansar de ver este año es el de los accesorios para otros dispositivos, y más concretamente las pulseras, monitores de actividad y SmartWatches.

Aclararemos un poco la diferencia que tenemos entre todos estos. Los monitores de actividad son un tipo de accesorio que mide toda la actividad que realizamos a lo largo del día, ya sea trabajando, andando por la calle, haciendo deporte o en el gimnasio. Recopilando todos esos datos nos muestra resúmenes de actividad, logs, logros que hemos conseguido, etc. Existen dos tipos, los que tienen forma de clip y los que van como pulsera, siendo estos últimos por los que parece que se apuesta más.

Ejemplos de tipo clip serían Withings o Fitbit One, que desde el CES lo podemos encontrar casi igual pero sin altímetro en forma de pulsera como el Fitbit Flex. En pulsera tenemos una opción muy amplia, desde uno de los primeros que fue el Nike Fuelband hasta novedades como Amiigo, que sale en preventa el día 14 de Enero y tiene todos los sensores que podáis imaginar, o el BodMedia CORE 2. Además de esto tenemos híbridos que vienen con accesorios para llevarlo como pulsera, clip o donde nos lo podemos enganchar para hacerlo más versátil como el Fitbug Orb, que destaca por su bajo precio de sólo 49.99$.

La limitación de estos monitores de actividad es que la monitorización es limitada. O no, según como lo miremos. Cada aparato tiene su finalidad, pero lo que tenemos que destacar que le faltan a estos es el GPS, y no obtendremos esos mapas de recorrido que tanto nos gusta ver después de hacer ejercicio. Para eso están los SmartWatch, que vienen equipados con GPS y sistemas varios de monitorización. Un ejemplo buenísimo de estos, que además incluye mapas y tiene un acuerdo con Endomondo, es Leikr, un reloj con pantalla de 2″ que verá la luz muy pronto y tiene una pinta impresionante.

Preparaos para la avalancha de este tipo de gadgets porque vienen con muchas ganas. Al principio era fácil elegir porque casi no había opciones, pero cada mes vemos nuevos competidores en el mercado. Es un sector que se está moviendo mucho, y si de verdad estás pensando en hacerte con uno te recomendamos que esperes un poco, porque ahora mismo estamos viviendo la época de cambios en las que todos están presentando sus apuestas, así que lo mejor es tener un poco de paciencia y comparar con cuantos más mejor para hacernos con la opción óptima.